Editorial: Granada abierta y sin toma

97

Desde el Consejo Editorial de Portal de Andalucía apoyamos y difundimos el presente comunicado de la Asociación GRANADA ABIERTA,

GRANADA ABIERTA RECHAZA LA DECLARACIÓN DE LA TOMA COMO BIEN DE INTERÉS
CULTURAL

La Plataforma Granada Abierta rechaza rotundamente la propuesta de VOX, que pretende declarar el Día de la Toma como Bien de Interés Cultural, y lamenta que la Comisión de Cultura y Patrimonio Histórico del Parlamento de Andalucía haya admitido a trámite esta propuesta de un partido ultraderechista, que se caracteriza por fomentar el racismo y la
islamofobia. Lamentamos también que el PP, PSOE y Ciudadanos hayan votado a favor de
esta iniciativa de la ultraderecha.

Consideramos irresponsable a la Comisión de Cultura por instar al consejo de gobierno a declarar BIC el espectáculo bochornoso que cada 2 de enero se produce en la Plaza del Carmen, pues se desarrolla entre gritos e insultos, y obliga a desplegar un amplio dispositivo policial para evitar actos de violencia. De hecho, en 2012, un periodista sufrió
la agresión de un fanático de extrema derecha, cuando informaba sobre esta celebración sectaria y excluyente.

Y por este motivo, en 2013, la Comisión de Cultura del Parlamento Andaluz rechazó el primer intento del Partido Popular de declarar la Toma como BIC, cuando presentó una proposición no de ley idéntica a la presentada ahora por Vox. Granada Abierta asistió a dicha comisión, invitada por el grupo parlamentario de Izquierda Unida, para demostrar
que la polémica celebración de la Toma daña la imagen exterior de Granada.

Granada Abierta propone que el 2 de enero se transforme en el Día de las Culturas, en el que podamos participar todas y todos, como corresponde a una sociedad plural y democrática. Cuando el 2 de enero se convierta en un día para rendir homenaje a todas las culturas que han contribuido a la prosperidad de Granada, entonces SI apoyaremos la declaración BIC. Pero mientras se célebre la Toma, que es una falsificación histórica, diremos NO a esta declaración.

Pedimos al Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía que desestime la declaración de la Toma, como Bien de Interés Cultural, pues esta declaración sólo estará legitimada cuando tenga el necesario consenso de toda la ciudadanía. De lo contrario, el gobierno bipartito del Partido Popular y Ciudadanos convertirán a Granada en la capital de la intolerancia, todo un despropósito para la ciudad de la Alhambra, que aspira a la capitalidad cultural de Europa en 2031.